El Coach Iluminado – Conversando con el Espíritu

El Arte de DES-EN-MAS-CARAS
“Nuestra vida es como un partido de Ajedrez con el Ego” – Roberto Pérez
Finalmente es necesario poner palabra y sustancia al Espíritu, atravesada esta vez por muchos años de trabajar en el desarrollo humano, en mi quehacer profesional, atravesado por títulos universitarios, posgrados, certificaciones, formaciones de diferente índole. Atravesada por ese amor al conocimiento, ese conocer que pasa desde la información, a espacios donde forma a los espacios donde transforma MI SER. Caminos transitados por diferentes lugares, instituciones físicas y virtuales.
Ser – Cuerpo – Emoción – Pensamiento – Espíritu
Los COACH ¿Qué o quién coacheamos? ¿De qué OBSERVADOR se habla? ¿De qué SER refiere?
SER – EGO
Cuantas más distinciones, distingamos en el lugar de Coach más posibilidades aparecen desde el espacio de la palabra ligada a las preguntas.
OBSERVADOR – SER –YO- CUERPO –EMOCIONES – PENSAMIENTOS (JUICIOS)
La escuela de la vida, gracias a muchas personas que han abierto su corazón es que me permito abrir estas preguntas y conversar con vos, desde esta lectura, desde esta interacción con estas palabras escritas, permíteme danzar con vos desde estas preguntas:
Cuando dejes esta experiencia humana la pregunta que asuma como sol en amanecer es: ¿Qué hiciste con tu SER?
¿Qué VALOR le pongo a lo que le pongo cuando juego el partido de MI Vida? ¿Quién le da el valor?
Cuando dejes esta experiencia humana, ¿qué VALOR habrás recogido? ¿Quién lo habrá recogido?
En la escuela de la vida, se asoma lecciones y maestros, sin embargo, fuimos ENTRENADOS a mirar las lecciones como problemas y a los maestros como enemigos.
En la escuela de la vida, fuimos ENTRENADOS a creer que somos y decimos “yo soy” aquello que hacemos/tenemos y cuando aparece la materia DESAPEGO en la escuela de la vida, a veces parece que el imperio de conquistarnos se disuelve como la sal en el agua.
En la materia teórico-práctica llamada DESAPEGO, aparece en la cursada la pregunta:
¿Podrías SER sin aquello que HACES?
¿Podrías SER sin aquello que TENÉS?
Pues entonces en la conciencia parece que la lección no se ha aprehendido, ya que el ENTRENAMIENTO en la práctica diaria identificamos el yo soy, a funciones, lugares, relaciones, profesiones, circunstancias.
“Si tu sentido de felicidad y bien-estar está sujeta a personas, cosas, circunstancias, pues entonces estás apegado”.
Pasamos por el mundo buscando, buscándonos, búsqueda para encontrarse a uno mismo, para responder a la pregunta ¿quién SOY?
Y asoma a mí los recuerdos: en los pasillos de la universidad, facultad de psicología, apenas caminando mis 19 años. Allí estaba, un hombre mayor, pensaba “un hombre lleno de sabiduría”, un profesor, que caminaba en la vida, sus cabellos blancos, sus anteojos, sus libros. Sucedió que le pregunté, desde un lugar casi “ingenuo” quién era, y me respondió ofendido: ¡cómo!!! ¿Usted, no sabe quién soy? En ese momento le dijo que no lo sabía, que quería saberlo y me dijo todo su Curriculum Vitae.
Curriculum Vitae, del latín que significa carrera de la vida. La vida como un camino que recorrer: ¿hasta dónde?
Parece que la carrera de la vida es cuánto títulos tenés, cuántos honores, cuánto dinero, cuánto, cuánto, el YO un territorio convertido cuantitativamente en la carrera del tener.

La vida como una fiesta:
La fiesta ha empezado, todos enmascarados, rostros, caretas. Caminas por el espacio solo con las mascaras y las ropas de múltiples colores. Todos disfrazados. La fiesta es eso: arte de vestirse para parecer más aceptables cuanto más te enmascaras, paradójicamente más apareces eso que tú ERES.
Y parado/a frente al espejo, mirándote desde las miradas de otros, el otro ese espejo donde me miro y me miran, los otros el espejo que te miran y miramos, dicen, señalan, muestran lo que debes hacer, pensar, sentir. Los otros en el deber de ser, que dicen lo que tu SER ES.
El espejo que espejan ilusiones, distorsiones, donde se percibe como real, realidades disociadas, divididas en las cuales crees que te definen, y que sólo te separan de aquello que es tu propia VERDAD, sin atreverte a mirar-te.
¿Cuál es tu SABER? ¿Cuál es tu VERDAD?
La escena en otro escenario:
Se acabaron los actores viejos y conocidos, el escenario ha quedado vacío, de lo que haces y de lo que tenés. El maestro de la materia DESAPEGO, parece que lo “ha sacado todo”.
El escenario ya no están los actores, ya no están los espejos donde mirabas en función de la mirada de otros, se fueron, te miras en tu propio espejo, aparece tu “imagen”: ¿Quién eres? ¿Acaso nos conocemos?, la voz susurra, “SOY YO”
¿Qué pongo cuando pongo mi SER?
EL AMO Y SEÑOR:
La metáfora viene tomada e inspirada de Annie Marquier, en su libro “EL MAESTRO DEL CORAZÓN”, alineada con las investigaciones de la coherencia cardíaca y de los descubrimientos en la cual el corazón posee neuropétidos (la proteína el cerebro).
En el camino de la vida, viajan juntos en esta experiencia humana el EGO y el SER. En el camino de la vida, tú viajas con el EGO y con el SER.
Un coach que preguntar: ¿A quién pregunta? ¿A QUIÉN ESCUCHA? ¿Al Ego? ¿Al Ser?
Pues la imagen del carruaje puede ayudarnos a distinguir, lo que muchas veces no ESCUCHAMOS.
En el camino de la vida, el carruaje es tu CUERPO, el caballo tus EMOCIONES, el jinete tu MENTE, que lleva al AMO y SEÑOR, él le dice al jinete a donde ir, el jinete dirige al caballo para que éste último tire el carruaje.
En el camino de la vida he visto muchos carruajes sin el AMO Y SEÑOR, en el camino de la vida he visto muchos jinetes tiranos, maltratando al caballo, en el camino de la vida he visto muchos carruajes rotos donde ya no se puede avanzar.
Carruaje (cuerpo) + Caballo (emociones) + Jinete (mente)= EGO
En el camino de la vida se ha entrenado al JINETE COMO EL QUE DA IDENTIDAD AL yo, le da entidad al ser, al observador y eso decimos que soy.
Un coach cuando pregunta a ¿quién pregunta? ¿A quién escucha?
En el camino de la vida, gracias a las prácticas Chamánicas y de Sanación Ancestral he entrenado a mirar, ver, observar y contemplar al AMO Y SEÑOR, al SER, AL ESPIRITU, AL CONSCIENCIA.
Cuándo pregunto como coach al AMO Y SEÑOR la magia sucede. Escuchar AL AMO Y SEÑOR a través del EGO es una bendición, porque allí estás en conexión con lo DIVINO, con el TODO, con el UNIVERSO y sólo se puede reverenciar la PRESENCIA.
El SER ligado al Espíritu, te permite SER. El ser ligado al ego es ese ser que hace y tiene, por tanto la dualidad, el sufrimiento, el malestar, es la moneda de cambio. El SER desde el ESPIRITU, no le falta nada, es bello y completo en sí mismo.
Conversar con lo DIVINO, requiere aprender a escuchar la BELLEZA que nos habita.
“Bienaventurados los limpios de corazón porque ellos verán a Dios”
Noemí Alderete – 12 de septiembre 2018