El Salto al Vacío

Recuerdos de infancia… resuenan:

“Saltá!! …Dale!!
Mis pies pequeños, era una niña de cinco años, juegos, risas, correr, la tarde es entre risas y saltos en medio del campo, en esas tierras tucumanas, en medio de cañaverales, en esas tardes de otoño, de pronto una zanja de las acequias del Ingenio Azucarero , el agua en la zanja corría a toda velocidad…y escucho:

Dale!!! Saltá!!
El salto era todo un imperio….más que zanja, parecía una gran pileta…Niños jugando a saltar al otro lado… Siento Miedo…
Miedo… “ ¿ y si me caigo?”
Mis pies pequeño, la zanja, el agua, mi deseo de jugar….tomo impulso, el corazón late con fuerza, respiro y allá voooooooyyy

“Sí lo hice!!!!”
Hasta aquí el relato,la historia la narrativa, el cuento… y ¿Hoy?
Estoy en la misma situación, ya no es una zanja de agua para ir a jugar… la sensación es la MISMA.

“Dale … Saltá!!… el miedo me puede… me tiemblan las piernas
Ya salté varias veces en mi vida, qué mas da, ya me tiré varias veces al VACÍO, ya dije varias veces “SÍ LO LOGRÉ”
Ahora el salto es más grande y el MIEDO A PERDER también …¿otra vez tengo que saltar?

¡DALE… SALTÁ!!!